15 julio, 2016

Reseña: Crepúsculo/Twilight - Stephenie Meyer

Título: Crepúsculo/Twilight
Saga: Twilight #1
Autora: Stephenie Meyer
Sinopsis: Cuando Isabella Swan se muda a Forks, una pequeña localidad del estado de Washington en la que no deja de llover, piensa que es lo más aburrido que le podía haber ocurrido en la vida. Pero su vida da un giro excitante y aterrador una vez que se encuentra con el misterioso y seductor Edward Cullen. 
“Hay tres cosas de las que estoy completamente segura. Primera, Edward es un vampiro. Segunda, una parte de él se muere por beber mi sangre. Y tercera, estoy total y perdidamente enamorada de él.”

Ya sé lo que me van a decir. Que el libro ya pasó. Que todos lo leyeron. Que vieron la película. Qué lo aman o lo odian –no hay término medio-, etc, etc, etc.
¿Saben qué? No me importa jaja. Llevo bastante tiempo queriendo hacer una buena reseña de Crepúsculo que tome en cuenta las características particulares de un género que salió a flote gracias a este libro, lo que significó para que una generación se sumara al mundo literario, el tema de la narración, el diseño de personajes y todos esos detalles que hablan sobre el libro como un objeto cultural y no tanto de la historia.


Titularé la reseña “¿Por qué recomiendo que los adolescentes lean Crepúsculo sin ver la película?”

Nota: Puse frases de todos los libros de la saga porque ya ni me acuerdo de cuál eran.

EL LIBRO
Antes de meterme de cabeza en la reseña y en los aspectos particulares, me gustaría relatar brevemente mi relación con este libro.

Twilight se publicó en inglés en el 2005 o 2006. En ese entonces, yo estaba a la espera de un nuevo libro de Harry Potter. Las ansias literarias me carcomían y pasaba mis tardes en fanpages de la saga.

“Cuando la vida te ofrece un sueño que supera ampliamente cualquiera de tus expectativas, no es razonable lamentarse de su conclusión."
En alguno de los tantos foros, me topé con una discusión que buscaba encontrar otros libros para leer mientras esperábamos la nueva novela de Rowling. La mayoría recomendaba libros populares o clásicos… y un post hablaba de Twilight y colgaba el PDF traducido por fans.

Me llamó la atención instantáneamente. Siempre me han gustado las historias de vampiros. Empezando por Drácula y siguiendo con las novelas de Anne Rice. Me animé.

No pude soltar el archivo hasta haberlo terminado esa misma madrugada.

Se lo empecé a recomendar a toda persona que se me cruzaba; en la escuela, en grupos de lectura, familiares, etc. Y cuando el libro salió finalmente en español (yo había leído ya el segundo en inglés), lo compré solamente para prestárselo a todos mis conocidos.
"No puedo ser siempre Lois Lane. Yo también quiero ser Superman.”
Pasado un año, éramos un séquito de fans jajaja. Muchos de mis compañeros de escuela empezaron a leer simplemente por culpa de Crepúsculo —y siguen leyendo al día de hoy—.

Seguí paso a paso la publicación de toda la saga (pero el último libro no lo terminé hasta el año pasado porque estaba enojada con la autora). Seguí también paso a paso la elección de actores para la película (que todavía no terminé de ver porque es muy mala). Fui a la salida de Amanecer  -el libro- en el Village Recoleta y cosas por el estilo.

Con los años, aprendí a juzgarlo por lo que era. Una novela juvenil bastante incoherente y con personajes que llevan las hormonas revolucionadas al punto de la ridiculez.  Pero aun así, acepto que es un libro que ha iniciado a cientos de jóvenes en la literatura. Es el libro que dio el puntapié inicial a la literatura juvenil que conocemos hoy. Es una novela pionera que ha sabido mezclar los ingredientes precisos para alcanzar un público masivo.

El año pasado leí Amanecer y volví a leer Crepúsculo. Fue como reencontrarme con viejos amigos de la escuela primaria a los que llevaba décadas sin ver. Me emocioné mucho, no por la historia, sino por el reencuentro. Cada página, cada diálogo y descripción tenía aroma a hogar y el calor de un abrazo familiar. 
"No hay culpa sin sangre."

Cuando salió la película y todos enloquecieron sin haber leído el libro, me enojé (tendría 17 años). Peor aún, el último libro se desvirtuaba totalmente del resto de la saga y parecía un fanfiction. No lo leí. Me enojé tanto que regalé todos los libros que tenía de la saga y no volví a ver/leer nada al respecto.

Hace un tiempo me dio nostalgia. Conseguí todos los libros usados en tapa dura y me propuse volver a leerlos ya con madurez. Eso hice.

"Hay otra cosa en la que me equivoqué contigo. No eres un imán para los accidentes... Ésa no es una clasificación suficientemente extensa. Eres un imán para los problemas. Si hay algo peligroso en un radio de quince kilómetros, inexorablemente te encontrará."
Es un libro que marcó mi adolescencia y no me avergüenza decirlo.  Ahora soy capaz de reseñarlo de forma crítica –y no solamente como una fanática estúpida-, así que espero que puedan tomarse el tiempo de leer el texto a continuación.

Será una reseña extensa.
LA HISTORIA
Todos conocemos la base de esta historia. Algunos hemos leído los libros, otros habrán visto las películas. Da igual, se las voy a contar (spolers).

Hablando brevemente de la trama, Crepúsculo narra la historia de Bella Swan, una chica que se ve forzada a mudarse a un pueblo en mitad de la nada en el cual parece que la monotonía le arranca los colores a sus habitantes. 

"Prefiero saber qué piensas, incluso cuando lo que pienses sea una locura."
Nuevo hogar, nueva escuela, nuevos amigos. Entre los estudiantes de este pueblo se encuentran los Cullen, un grupo de hermanos antisociales y aparentemente perfectos a los que todos respetan, pero nadie se les acerca. Tienen las mejores notas, son buenos en deportes y es imposible encontrarles un defecto.

Edward Cullen es el menor de los hermanos (en apariencia) y cursa el mismo año que Bella. Poco a poco se enamoran. Él intenta alejarla, pero no puede. Ella se entera que él es un vampiro y queda atrapada en un mundo al que no pertenece, expuesta a peligros que su frágil cuerpo humano apenas puede resistir.

Este romance se ve atravesado por la amistad de un chico llamado Jacob —el hombre lobo—, hijo del mejor amigo del padre de Bella. Él también está enamorado de ella, pero la chica solo puede verlo como a un hermano. Jacob siente cierto desprecio inexplicable por Edward que luego comprenderá que se debe a la antigua relación de odio entre vampiros y lobos.

"De todas las cosas por las que deberia asustarte, a ti te preocupa mi forma de conducir."

No hay mucho más que decir del primer libro. El climax llega cuando otros tres vampiros desafían a los Cullen y lastiman a Bella. Edward la salva pero comprende que si siguen juntos, ella siempre estará en peligro.

No hay mucha trama salvo por el triángulo amoroso y los misterios que se van revelando lentamente para conformar las leyes del mundo paranormal que ha impuesto la autora.

Aclaro que las secuelas fueron en decadencia y que a medida que avanza la historia, los personajes se comportan más y más como adolescentes rabiosos con hormonas revolucionadas que como vampiros con cientos de años de edad. Pero bueno, el primer libro no es así.

LOS PERSONAJES
¿Cuántas veces nos hemos quejado con autores juveniles porque sus personajes son “cliché”? He oído innumerables veces el “Claro, la historia sobre la chica nueva que recién se muda” o “Era una joven más hasta que…” Mismo con “El chico misterioso que tiene poderes” o similares.

"No te acomplejes. Si pudiera soñar, sería contigo. Y no me avergonzaría de ello."
Bueno, esta novela tiene todo eso, pero fue una de las primeras. 

El diseño de personajes es realmente simple y básico, pero cumple con los requerimientos y la variedad suficiente como para que cualquier adolescente pueda identificarse con alguno.

Analizando críticamente, nos topamos con un extenso abanico de personalidades; con personajes que vienen de distintos estratos sociales y con estilos de vida que van desde lo más grandes lujos hasta lo más básico y primitivo. Nos topamos con personajes de todas las edades (si bien los protagonistas son jóvenes). Es imposible no encontrarse a uno mismo reflejado en alguna parte de la novela.

"Lamento que se haya producido algún tipo de malentendido, pero Bella no está disponible esta noche. Para serte totalmente sincero, ella no va a estar disponible ninguna noche para cualquier otra persona que no sea yo."

La autora nunca se tomó el tiempo de desarrollar a fondo a sus personajes. 

Tenemos los datos básicos y comprendemos su personalidad; pero apenas si nos brindan datos de sus historias o motivos. En los libros que le siguen a este, a veces el lector es incapaz de comprender qué es lo que lleva a tal personaje a cometer tal acción. Eso es algo que no me gustó nunca de la saga porque me he quedado con numerosas dudas atragantadas.

LA NARRACIÓN
En un tiempo en el que la literatura juvenil recién comenzaba a asomarse y no era el monstruo que es ahora, Crepúsculo era distinto.

Sé que no es el primer libro en utilizar un narrador protagonista, pero si ha sido el primer libro juvenil en el que yo me he encontrado con este recurso. Un gran acierto. La autora escogió utilizar el recurso del narrador protagonista, que si bien impide el uso de numerosos recursos poéticos y narrativos, agiliza la lectura, simplifica la historia y es incluso más fácil de escribir (porque el autor no necesita planear de antemano qué ocurrirá).

El narrador protagonista ayuda a que los lectores se coloquen en los zapatos de Bella, atrayendo automáticamente a las chicas que están en el mismo rango de edad que ella y se sienten velozmente identificadas con lo que leen, pudiendo así hacer suyas las palabras y permitiéndoles creer en la posibilidad de un romance mágico.

Ese es mi detalle preferido, posiblemente. 

“¿De cuántas formas se puede destrozar un corazón y esperar que siga latiendo? , El amor concede a los demás el poder de destruirte.”

Pónganse en el lugar de Bella. 
Ustedes son jóvenes lectoras que viven en un pueblo (no en una ciudad). El lugar es aburridísimo. No pasa nada, todos conocen a todos y apenas si hay gente de tu edad. Lo peor, sos nueva.  Sin amigos, sin nada que hacer, la vida es una mierda. Pero entonces, notás que la única persona medianamente interesante del pueblo se te acerca (qué emoción). Y wow, no es humano. Te demuestra que hay mucho más en el pueblo de lo que creés ver. Y de repente, tu vida ha dejado atrás esa monótona rutina a la que creíste estar condenada hasta poder mudarte a otro lado. Y el postre a la cereza es que te quedaste con el chico más atractivo, inteligente, fiel y perfecto que podrías haber encontrado.

Esa es una situación más que común acá en Estados Unidos. Y darle a esos jóvenes lectores la utopía de un cambio mágico en sus vidas ha sido el mejor acierto literario de la literatura adolescente de las últimas décadas.

Yo lo veo acá donde vivo, en las afueras de la ciudad. No hay NADA y es muy complicado hacer amigos (es un tema de cómo funciona la sociedad en USA). Este libro pegó en el clavo de un enorme grupo social.

Ahora bien. Queda claro que la calidad narrativa es mala. El libro carece de vocabulario y recursos complejos. Quizás, como una falencia de la autora que no puede escribir mejor; o tal vez como un elemento escogido especialmente para que la novela sea tan atrayente a los más jóvenes.

“Si la vida es todo cuanto puedes dar al ser que más amas ¿por qué no entregársela?”

Seamos sinceros. Más allá que alguno diga “yo a los diez años leía a Dovstoieski”,  son muy pocos los adolescentes que leen. Ustedes mismos habrán notado a su alrededor que, con suerte, una de cada diez personas lee.

Ahora ¿cómo hacer que los más jóvenes empiecen a leer? Definitivamente no les podemos decir que comiencen con La divina comedia o con Don Quijote. 

Que empiecen con Crepúsculo, con “Bajo la misma estrella” o con cualquiera de estas novelas que son excesivamente simples en cuanto a vocabulario y dificultad. Y poco a poco irán creciendo. Un libro lleva a otro. En pocos años, esa persona estará leyendo algo mucho más complejo.

No hay que menospreciar el valor cultural de la literatura juvenil simple ya que cumple un rol importantísimo.

Por ejemplo, y volviendo a Crepúsculo, la novela habla sobre “Cumbres Borrascosas”, uno de los mejores clásicos literarios del género romántico. Es un libro extremadamente complejo y confuso, además del vocabulario que posee. Y sin embargo, cientos de jóvenes que leyeron Crepúsculo se animaron luego a buscar Cumbres Borrascosas e iniciarse así en la literatura clásica. Otro gran acierto.
OPINIÓN GENERAL
El libro no es bueno. Pero tampoco es tan terrible como algunos hacen ver. Creo que en los últimos años ha nacido una comunidad que ODIA Crepúsculo sin haber leído los libros o leyéndolos con el prejuicio de “otra cosa más del montón que repite los mismo que las demás novelas”.
“El amor es irracional. Cuanto más quieres a alguien, menos lógica tiene todo.”

Pero es como en todos los géneros. ¿Cuántas historias hay iguales a Orgullo y Prejuicio? Miles, pero esa fue la primera. Y nadie se atreve a decir “Yo leí Orgullo y Prejuicio pero no me gustó porque es igual a esto, esto y aquello”.  De la misma forma, creo que la gente no debería decir que Crepúsculo es igual a “tantas otras novelas adolescentes” o "Me recueda a Hush Hush", porque fue la que dio inicio a todo.

Sobre el tema de la edad. Es un libro que para poder disfrutarlo al máximo, hay que leerlo desde el desconocimiento (sin haber visto las películas) y, por sobre todas las cosas, siendo muy joven. Creo que si nunca lo hubiese leído antes y ahora me lo regalaran, lo tiraría a la basura. Y creo que a muchos les pasa eso, lo leen por curiosidad siendo ya bastante más adultos y se enojan con la simpleza del lenguaje y la trama que no está pensada para el público adulto sino para los adolescentes.

Como todo, hay casos y casos. A mí mamá le gustaron los libros, y eso que ella es aficionada a los policiales clásicos por sobre todas las cosas y nunca se ha interesado demasiado por lo paranormal.

En pocas palabras. El libro es bueno para el propósito que tiene. Escrito para adolescentes (de forma simple) con una trama básica que intenta hacer que el lector joven se sienta parte de la historia. Si fuese más complejo, el público sería otro y posiblemente habría fallado en su marketing. 

Los que leyeron mi reseña de “Bajo la misma estrella” se preguntarán por qué le doy puntaje más alto a Crepúsculo. Los motivos son varios y creo que están bien explicados a lo largo de la novela. Pero por si acaso, los listo brevemente. Primero que nada porque fue el primer libro del estilo, además incita a la gente joven a leer literatura clásica y la trama está mucho mejor planeada. 

LO QUE MÁS ME GUSTÓ fue que la autora supo poner las frases adecuadas en los momentos indicados. Muchos escriben literatura juvenil, pero son muy pocos los que crean escenas tan vívidas que al lector le quedan -textuales- en la cabeza por casi diez años.

LO QUE MENOS ME GUSTÓ fue que la autora se dejó llevar por los fans y la historia se desvirtuó en las secuelas. Tampoco me gustó la falta de background de los personajes.

No es un gran libro. No es el libro mejor escrito. No es el libro con la mejor trama. No es el libro con los mejores personajes. No merece el premio Nobel de literatura. 

Tampoco merece que la gente lo odie porque sí. No merece que lo amen con pasión obsesiva.
Es un libro mediocre. Es un pionero de la literatura adolescente. Es la razón por la que miles de adultos leen el día de hoy. Es un libro simple como hoja en blanco, aunque atrapante como red arrojada al océano. Es un libro contradictorio al que se lo puede juzgar de incontables maneras dependiendo de la perspectiva del lector.



PREGUNTAS
¿Lo recomiendo? Sí, pero solo al que pueda leer sin prejuicios.
¿Me gustó? Mucho.
¿Es un buen texto? Es mediocre, pero realmente atrapante.
¿Cumple con lo que promete? Sí, cumple con sus objetivos a la perfección.

LA AUTORA: Stephenie Meyer.  Desde los cuatro años vive en Phoenix. Es la segunda de tres hermanas. Fue al instituto en Scottsdale. Recibió una Beca de Mérito Nacional que usó para pagar sus estudios en la Universidad de Brigham Young (BYU), en Provo, Utah. Se licenció en Filología Inglesa. Es una escritora y productora de cine estadounidensereconocida mundialmente por ser la autora de la exitosa Saga Crepúsculo (que comprende las novelas Crepúsculo, Luna Nueva, Eclipse y Amanecer) y también de las novelas La segunda vida de Bree Tanner y La huésped.


8 comentarios:

  1. Bueno, con Crepúsculo tengo sentimientos encontrados, la verdad sea dicha (leí los primeros dos libros cuando recién salieron). Estoy de acuerdo con vos en que abrió las puertas al género, pero justamente me inquieta que hayan sido esos libros los que lo hicieron.
    Me inquieta que la autora no haya sacado nada nuevo, también... La saga de la Huésped quedó inconclusa y el último libro de Meyer fue una reescritura genderbender de Crepúsculo... Qué cosas...
    Buen finde!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Crepúsculo es todo un tema jajaja, fue la saga que me inició por completo en la lectura, si bien de más chica había leído los libros de Harry Potter, fue por Crepúsculo que me adentré del todo en el mundo de la literatura juvenil.
    Ahora de más grande, concuerdo con lo que decís del libro, no es bueno en lo que respecta a la escritura y desarrollo de la historia y personajes, pero tiene un lugar en el corazón de muchos.
    Besos!

    ResponderEliminar
  3. Me encanta este libro y lo leí ya de adulta. Justo el mes pasado empecé a leer la saga de nuevo, y me enganche tanto como la primera vez.

    ResponderEliminar
  4. Wow, esta es una reseña realmente larga. Pero tenés razón en muchos puntos. Yo los libros los leí mucho después de ver las películas porque en ese momento no era lectora. Pero luego los leí y a pesar de que me gustaron, tampoco fueron re GUAU, porque anteriormente había leído otras cosas yo. Creo que si los hubiera leído como primer libro que leía me hubiera fascinado mal. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo todavía no pude ver las películas porque siento que son... no sé, muy truchas (no encuento la palabra).

      Eliminar
  5. Hola! Me encanto tu reseña, extensa pero simple. Por mi parte yo ya leía desde chiquita muchas cosas pero al llegar a Crepusculo la verdad que lo disfrute muchísimo, ni siquiera tuve que se adolescente para eso, tenia mas o menos 23 años (ahora ando por los 29 :() También creo que es para gente que pueda leer sin prejuicios. Genial la entrada!! besitos! ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi situación fue similar. Yo leo desde muy chica, pero me centraba en los clásicos de la biblioteca de mi abuelo. Crepúsculo fue la primera novela "juvenil" que leí.

      Eliminar
  6. Hola! En lo personal, disfruto mucho con la saga... Creo que cumple con lo que promete... No creo que haya libros malos, sino que hay gustos distintos.
    Es cierto que la saga es odiada de forma gratuita, en parte por moda y en parte por esa estúpida rivalidad que se creo para con otras sagas... Una pena la verdad, porque en vez de ser lectores felices somos lectores que pasan mas tiempo criticando lo que otros disfrutan que leyendo para ser felices nosotros.
    Si bien las secuelas no me gustaron tanto, hubo algunos cambios en los personajes, o posibilidad de conocerlos más que me gustaron mucho.
    Saludos!

    ResponderEliminar