28 septiembre, 2017

Reseña: La hojarasca - Gabriel García Márquez

Título: La hojarasca
Autor: Gabriel García Márquez
Sinopsis: Hasta los desperdicios del amor triste de las ciudades nos llegaron en la hojarasca y construyeron pequeñas casas de madera, e hicieron primero un rincón donde medio catre era el sombrío hogar para una noche, y después una ruidosa calle clandestina, y después todo un pueblo de tolerancia dentro del pueblo

“Créame que no soy ateo, coronel. Lo que sucede es que me desconcierta tanto pensar que Dios existe, como pensar que no existe. Entonces prefiero no pensar en eso.” 
GENERALIDADES
Quisiera comenzar por admitir un par de cosas. 

Primero, nunca he sido una gran fanática de García Márquez. Y sí, sé que debo ser de las pocas lectores que no terminan de poder degustar al autor. Dentro de lo que es la literatura consagrada latinoamericana, tengo  mi predilección puesta en Cortázar.

Segundo, hacía ya más de diez años que no leía nada de García Márquez, así que cuando compré una colección de ebooks suyos a precio más que accesible, decidí comenzar por esta historia que es la que da origen al mítico pueblo de Macondo.

Y al finalizar la lectura me quedé como “meh”.

LA HISTORIA
En pocas palabras, La hojarasca nos transporta a Macondo, un pueblo que no es ni tan grande ni tan chico, que por momentos se presenta como pequeña metrópolis sobrepoblada y por momentos como una villa diminuta y alejada de todo. 

Allí, ha muerto un hombre, algo que en una situación promedio sería un hecho ordinario. Sin embargo, este hombre es odiado por algunos y ha sido olvidado por otros. Llevaba varios años encerrado en su casa y los más jóvenes asumían que la construcción estaba abandonada.

Pero ha muerto, de eso no quedan dudas. 

Y son nuestros tres narradores los encargados de brindar diversos puntos de vista sobre el suceso que nos compete y sobre la vida del fallecido.

ESTILO Y NARRACIÓN
Sí, he dicho tres narradores. Cada uno de ellos es capaz de analizar la situación y juzgar al fallecido desde sus conocimientos y su propia edad. El narrador que más sabe es el coronel, pero también está su hija que ha conocido al muerto y su nieto que no tiene ni idea de lo que ocurre. Es muy interesante ver cómo cada personaje tiene algo que aportar desde su propia realidad.

Eso sí, tengo un problema con el libro y es algo que critico a menudo: cuando se trata de un “escritor consagrado”, se asume que todo lo que ha publicado es perfecto cuando en realidad no es así. Se les permiten tomarse “licencias” que a cualquier otro escritor les criticarían como errores.

En este caso, el pase de un narrador a otro es abrupto y casi que no está marcado. Uno a veces tarda páginas y páginas en notar quién demonios le habla (en especial al comienzo de la novela cuando no conocemos bien a los personajes) y en raras ocasiones el autor se ha tomado la molestia de aclararlo.

Además, los diálogos son un desastre. La mitad están separado con guiones (o sea, bien) y la otra mitad están entre comillas, como su fuesen diálogos indirectos o pensamientos. Es una mezcla horrible. En especial en partes donde hay un diálogo entre comillas seguido de un pensamiento entre comillas. Y ni hablemos de los verbos declarativos. En algunos párrafos aparece la palabra “dijo” siete veces.

Se entiende bien, pero a veces uno debe hacer una pausa para analiza qué es lo que está leyendo, para interpretar qué es un diálogo y qué un pensamiento, para aguantarse las repeticiones declarativas.
Y claro, como es García Márquez nadie lo va a cuestionar nunca.

LOS PERSONAJES
Demás está decir que el personaje más interesante es el fallecido. Desde el comienzo de la historia, el lector se pregunta miles de cosas; algunos asuntos hallarán respuesta en la novela y otros no. ¿Quién es el hombre? ¿Por qué nadie más ha ido a despedirse de él? ¿Qué cosa tan terrible hizo para que la hija (segunda narradora) se sienta incómoda con lo que sucede? ¿De dónde vino el hombre que murió? ¿Qué secretos guarda? 

Cada uno de nuestros narradores tiene alguna respuesta, pero ni siquiera entre los tres pueden completar el rompecabezas. El anciano coronel es, posiblemente, quien conoció mejor al fallecido. Incluso sabe algunos de los secretos que ocultaba. Su hija, en cambio, solo conoce lo que pudo observar con sus propios ojos que es casi lo mismo que ha visto el pueblo; ella representa eso: la opinión popular. Y el pequeño nos habla desde el desconocimiento, desde sus sensaciones y desde lo que puede comparar entre sus preconceptos y lo que ocurre.

Es una combinación muy interesante.

También, gracias al relato de estos personajes, nos familiarizamos con otras personalidades del pueblo y sus historias. Conocemos a personas que no actúan dentro de la novela pero que han tenido un rol importante en la vida de los personajes y del fallecido.
MI OPINIÓN PERSONAL
Dejemos algo en claro: Gabriel García Márquez es un gran escritor, aunque no se encuentre ni por casualidad entre mis preferidos. Sus historias están muy bien planeadas, tiene excelentes narradores y sabe cómo pasearnos por algo monótono, pero haciéndolo sentir especial. Eso, es mágico.

Esta es una de sus primeras obras, y se nota. Es un texto un poco —muy— confuso (en especial al comienzo). El lector nunca sabe a qué apunta el autor con la historia, cuál es el foco de la trama o qué nos quiere probar. Además, el tema de la hojarasca es casi nulo y apenas si se menciona como referencia al pasar en dos o tres ocasiones. No me parece que el título sea el indicado para la historia, aunque claro está, tampoco le inventaría otra nomenclatura porque es un título icónico. Los narradores no están bien diferenciados, hay muchísimas repeticiones que no son intencionales, los diálogos son un desorden terrible, etc.  

Otro problema que tuve es que algunos cambios de narradores continúan donde dejó el anterior, pero otros cambios de narradores repiten la misma escena desde un punto de vista diferente. Y esto causa un lio temporal bastante grande para la comprensión lectora.

Creo que es un libro que podría haberse ordenado mejor. Sí, ese es el problema: lo siento desordenado. Me hubiese gustado saber quién me habla y cuándo, me habría encantado que los diálogos no fuesen iguales que los pensamientos. Me encantaría tener una forma de saber cuándo se narra en paralelo y cuando con avance temporal.

Pero la historia es genial. Los personajes son espectaculares. Únicos.  

“Su risa era triste y taciturna, como si no fuera el resultado de un sentimiento actual, sino como si la tuviera guardada en la gaveta y no la sacara sino en los momentos indispensables, pero usándola sin ninguna propiedad, como si el uso poco frecuente de la sonrisa le hubiera hecho olvidar la manera normal de utilizarla.” 

Algo que muchos han criticado en sus reseñas y a mí me encantó fue el vacío final. La gran mayoría de las preguntas no hayan respuesta alguna porque el fallecido se ha llevado sus secretos a la tumba. Podemos inferir cosas en base a lo que nos cuentas los narradores, podemos intentar unir cabos entre las respuestas que obtenemos, pero la verdad nunca la vamos a saber. 

Y el libro, como la vida, como cualquier anécdota: termina en la nada. 

Es una historia que toma un suceso menor en un pueblo chico y nos cuenta lo que pasa por la mente de quienes viven el momento. Y nada más. No hay un conflicto, no hay una resolución, no hay nada más que sensaciones y recuerdos, suposiciones y secretos que terminan sin terminar, que quedan ahí a la espera del siguiente episodio en la vida de los personajes, porque el tiempo sigue y seguirá pasando para ellos. No se detiene cuando se cierra el ataúd. 

Esta novela es una representación escrita de un momento más en la vida de las personas. Sin principio y sin final. Solo un trozo. Me encanta. Es poco convencional, pero no es ilógico. A muchos les puede sacar canas verdes por la bronca de “¿y entonces qué mierda pasó?” o porque se quedan con la sensación de que perdieron su tiempo en una historia sin trama (eso he leído en muchas reseñas). Para mí, ahí radica la magia de La hojarasca. 

Creo que lo que muchos critican es lo que a mí más me ha gustado de la obra. Debo ser un bicho raro.
Y como dije al comienzo, respeto al autor y a sus ideas, pero el estilo narrativo de esta novela no me ha convencido. Es posible que en el futuro lea alguna otra cosa suya que me falte (es complicado conseguir sus libros acá en USA), pero por ahora me tomaré un descanso de Macondo.


Le doy 3.5 porque me decepcionó. Es. hasta el momento, la obra que menos me ha gustado del autor. Es una buena novela, de eso no quedan dudas, pero no le llega ni a los talones a otros textos de García Márquez.

10 comentarios:

  1. Hola Nathy! Comencé a leer este libro que tomé prestado de la biblioteca hace más de 10 años, pero nunca lo pude terminar porque hube de devolverlo porque se venció el plazo y lo necesitaba otra persona (y en el medio, a mi me habían internado para sacar el apéndice).
    Si bien es normal que nosotras no coincidamos, no deja de extrañarme que digas que no te gustó la narración, cuando fue precisamente una de las cosas que más disfruté. Si creo que el ritmo era algo lento, o por lo menos eso recuerdo, pero bueno... Lamento que te haya desilusionado, yo es uno de los que más ganas tengo de conseguir para poder terminarlo.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo del ritmo lento no es algo negativo. Al contrario, fue una de las cosas que más me gustaron.

      Eliminar
  2. Hola!!
    Este es un libro del cual nunca me habría detenido a leer una reseña porque no me hallo con García MArquez, si bien solo leí uno de sus libros no me gustó y es considerado de los mejores que hay así que digamos que me decepcionó y además, tampoco me apasionan los escritores latinoamericanos. Así que si tenemos en cuenta todo eso y algunos detalles que comentas de la historia como que los cambios de narrador son confusos y el final un tanto abierto no han aparecido mágicamente las ganas de leerlo.
    Es una lástima que te haya decepcionado porque es una sensación que uno nunca quiere tener cuando comienza una nueva lectura. Espero que los próximos libros que caigan en tus manos mejoren.

    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para gustos, los colores.
      Yo amo a los escritores hispanos porque utilizan muchos más recursos y estilos que los anglosajones. Son más únicos y particulares.
      El final abierto a mí me encanta, aunque entiendo que a muchos les podría molestar.

      Eliminar
  3. Hola Nathalia! De García Márquez todavía no tuve la oportunidad de leer nada, pero tengo El amor en tiempos del cólera pendiente. Bueno, yo creo que si la narración y el ritmo son algo confusos debe de ser por ser el libro de quien se trata. Uno muchas veces escribe cualquier cosa pero quiere que se le perdonan por ser de quien se trata, ¿no?
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este fue su primer libro (creo), así que se entiende que no sea el mejor. Cuando lo escribió no era un escritor conocido.

      Eliminar
  4. ¡Hola Nathalia! Me dejás con muchas ganas de leer este libro. Hace años que no leo nada de García Marquez, aunque me encantan sus cuentos, y El coronel no tiene quien le escriba o Crónica de una muerte anunciada me gustaron mucho. Voy a leerlo para poder opinar, pero tal vez todo el tema de la narración desordenada tenga que ver con la experimentación con el lenguaje que muchos autores de la época ponían en práctica, rompiendo con las formas tradicionales. Pero bueno, como te digo, no lo leí así que voy a conseguirlo para sacarme la duda. ¡Muchas gracias por tu reseña! Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo muchas ganas de leer "El coronel no tiene quien le escriba", pero lo dejaré para el año que viene.

      Eliminar
  5. ¡Hola Nathy! ¿Cómo estás? Yo la verdad es que tengo un trauma con García Marquez porque en el anteúltimo año de secundaria me tocó un profesor de literatura que estaba obsesionado con él y más o menos todos los libros que leímos ese año fueron suyos, pero si te soy sincera no me llevé muy bien con él. Sí, tiene un estilo único y muchísimo para analizar, sobre todo en este libro, eso que decís de las narraciones completamente diferentes es genial, pero se me hace un poco pesado.
    Lamento que te haya decepcionado, espero que los demás te gusten más!
    Gracias por la reseña, saludos.

    ResponderEliminar
  6. Hola Nati, como estas?
    De gabriel garcia marquez solo he leido Cronica de una muerte anunciada, hace muchos años en el secundario. Fue una historia que me gusto mucho y disfrute.
    No he leido nada mas del autor y por el momento no me llama hacerlo, pero tampoco lo descarto ya que tiene libros que han maravillado a muchos lectores.
    saludos y gracias por la reseña

    ResponderEliminar