15 febrero, 2018

Reseña: Crenshaw (Katherine Applegate)

Título: Crenshaw, mi amigo imaginario
Autora: Katherine Applegate
Sinopsis: Jackson y su familia están atravesando un momento duro. No tienen dinero para pagar el alquiler, tampoco abunda la comida. Tal vez, él, sus padres, su hermanita y su perra deban vivir en la camioneta otra vez.
Cuando las cosas parecen ponerse realmente mal, Jackson recibe una visita inesperada: Crenshaw, su amigo imaginario. Aun cuando él se resiste a creer en esas cosas, Crenshaw está dispuesto a ayudarlo.



GENERALIDADES
Les voy a ser sincera: compré este libro usado porque estaba en español y porque tenía un gato en la tapa. Sí, soy muy simple a veces. No sabía muy bien de qué iba, a qué público apuntaba ni nada, pero por 25 centavos no tenía mucho que perder.


LA HISTORIA
La familia de Jackson siempre ha tenido problemas. Sus padres no ganan suficiente dinero y cambian de trabajo con cierta asiduidad. Cuando él era chico, la familia atravesó una crisis financiera muy mala que los llevó a vivir por meses en su camioneta. Y cuando las cosas ya habían mejorado lo suficiente para alquilar un departamento y amueblarlo con lo mínimo, otra crisis los embargó. 

Jackson, que es un chico bastante maduro para su edad, es capaz de ver lo que sus padres intentan ocultar. Sabe que se aproxima otra tormenta.

TRADUCCIÓN
Quiero hacer un apartado especial para hablar de la PÉSIMA traducción de este libro que ha sido publicado por la editorial V&R, que ya me ha decepcionado en varias ocasiones con su mala calidad.
El libro parece que lo pusieron en Google Translate y que salió como salió, sin que nadie le diera una mirada.  

Encontrarán:
  • Rayas de diálogo mal puestas o faltantes (hasta hay partes en las que no reemplazaron las comillas inglesas por la raya).
  • Fue indudablemente traducido en Argentina porque hay palabras que no se usan en NINGÚN otro país y que están en este libro en medio de todo lo neutro.
  • Palabras totalmente fuera de contexto (de ahí lo de Google Translate) y dice, por ejemplo, alacena al armario.
  • Errores de traducción textual. Como si hubieran cambiado palabra por palabra sin tener en cuenta que en español usamos estructuras distintas.
  • En esa misma nota, hay un montón de repeticiones y redundancias que son típicas del inglés pero que en el español no deberían existir.
  • No se ha diferenciado el quizá del quizás. Dice quizá en todos lados y eso es incorrecto. Si fuese siempre quizás, podría perdonarse por la reglamentación vieja, ¿pero solo “quizá”? Wow.
  • Muchísimos problemas de queísmo y dequeísmo. Insoportable.
  • Por fortuna, al final del libro hay una nota que dice que podemos escribirle a la editorial para darles nuestra opinión. Estén seguros de que voy a mandarles esta reseña.

Y claro, todo esto lo menciono porque se trata de una editorial grande y famosa. No puedo creer que hayan hecho un trabajo tan malo. Claro que un detalle se le pasa a cualquiera, pero es horrendo que tenga todos estos problemas.

Con eso fuera de mi sistema, quisiera pasar a la apreciación de la historia en sí más allá de la traducción.

MI OPINIÓN
Ehhmmm… el libro empezó bien. La primera página es muy divertida y me atrapó enseguida. La premisa inicial preludiaba un libro mágico.


Pero fue solo eso, el comienzo.

No sé por dónde empezar a quejarme.

El título y la tapa, al igual que el comienzo, nos hacen pensar que el gato imaginario tiene gran relevancia en la historia, pero no. No es así (y juro que no es un spoiler). Aparece tres o cuatro veces, tiene apenas un par de diálogos que no aportan casi nada y no afecta a la trama en lo más mínimo. Es como que escribieron el libro y luego se les ocurrió añadir al gato por ahí (donde hubiese espacio) para que quede más bonita la historia.


¿A quién apunta el libro? El libro está narrado con un lenguaje simple del estilo que se usa para los chicos de 7 u 8 años. Pero la historia apunta a darles un mensaje a los adultos, no a los niños. Supongo que algunos lectores que conozcan la novela podrían venir a discutirme que el chico también aprende algo, pero la verdad es que no. Lo único que “aprende” es a pedirle a sus padres una obviedad (y por ende, son ellos los que aprenden).


La trama está centrada en contar las desventuras de la familia. Y aunque sí, te rompe un poco el corazón que los chicos tengan que vender sus juguetes y cosas así, no terminan de narrar una historia, sino que más bien nos muestran una misma situación una y otra vez para asegurarse de que los lectores entendamos qué tan mal está la cosa. Es más el planteo de un cuadro, de una imagen, que una trama que avanza. No digo que esto sea un error, pero 200 páginas de ver lo mismo veinte veces puede resultar un poco aburrido. Lo único interesante era esperar que apareciera el gato por media carilla y dijera algo estúpido.


¿Amigos imaginarios? Sí, se supone que tienen mucha importancia en la trama pero la verdad es que no aportan un pepino. Hay dos o tres escenas en las que se habla del tema, y ninguna de ellas aporta en realidad a lo que es la historia central. Una escena está ahí para decir que los amigos imaginarios aparecen cuando los necesitamos (supongo que ahí podría estar encerrado el mensaje para los chicos: “tener un amigo imaginario no es algo malo”). Y la otra escena es para decirle al chico que a veces es mejor no saber las cosas, no comprender (como si fuese bueno vivir en la ignorancia. No, no hablo de que es bueno creer en la magia ni nada de eso, sino en no buscar respuestas a nuestras preguntas. Me pareció un contra-mensaje).


Queja de lectora frustrada: es que siempre me ha jodido muchísimo que haya historias que ganen premios y reconocimientos SOLO por tocar un tema que podría ser sensible o por ser sobre niños. Esta novela ha ganado un montón de cosas, pero es como que no la hubieran leído. He leído críticas internacionales que dicen cosas como “una novela única y dura que juega con los límites de la realidad y la imaginación durante los tiempos díficiles, una obra que habla de la unión familiar y de cómo enfrentar obstáculos unidos”. Y yo tipo: “Emm… el chico odia a su familia, los padres son un desastre y no saben cómo solucionar nada. El tema de la imaginación casi ni se menciona… ¿estamos hablando de la misma novela?” Siento que hay mucha gente que dice “habla sobre un niño y sobre una situación difícil” y automáticamente califican la historia de emotiva ygenial sin analizarla, sin ver que realmente sea así. Es como que algunas personas tienen un switch de “es una historia hermosa” en el cerebro que se activa cada vez que algo SE PROMOCIONA como que debería ser emotivo.


Hay contradicciones como cuando dicen que no pueden casi ni ponerle nafta al vehículo, pero viven en él por cuatro meses y lo conducen por todos lados. Y hablan con policías y todo, lo estacionan en sitios públicos y… ¿cómo pagan por la patente? ¿Y por el seguro? La historia transcurre en USA y es OBLIGACIÓN que los autos tengan seguro. Y si no se paga la patente al conductor le revocan la licencia. 


No sé, no entiendo nada.

¿A qué quiere llegar la obra? No sé.
  • Si lo que intenta es hablar de unión familiar, alguien debería hacérselo saber al protagonista.
  • Si la historia habla de imaginación, a la autora le faltó bastante porque apenas si se toca el tema.
  • Si la historia es sobre amigos imaginarios, ¿por qué el gato aparece tan poco? El tema casi ni se menciona.
  • Si la historia es sobre cómo ser buenos padres, deberían haber hecho que los padres del protagonista aprendieran a serlo, porque son un desastre, incapaces de solucionar nada de forma adecuada. Tienen en total 5 trabajos de medio tiempo y aun así, no pueden ni comprar comida. Admiten que no sirven para manejar el dinero (y se nota) y da la impresión de que les importa un comino lo que sientan sus hijos porque prefieren vender sus juguetes y chucherías que apenas si les dan algo de dinero que vender sus súper guitarras profesionales y costosas. ¿Qué clase de padres que quieren a sus hijos (como la autora dice que esta pareja ama a sus niños) va a vender hasta los juguetes que tienen? ¡Todo lo que sus hijos poseen! Pero claro, se quedan con sus guitarras. Es ridículo.
  • Si la historia es para niños, deberían enfocar el mensaje en ellos.
  • Si la historia es para adultos, no debería estar escrita como para personas que tienen menos vocabulario que un loro.
  • Si la historia es sobre creer en lo imposible, ¿Por qué el único personaje que cree es secundario y aparece dos veces?
  • Si la historia quiere decir que a veces es mejor no comprender, ¿por qué toda la historia del protagonista gira en torno lograr que sus padres le digan la verdad? 
No sé, es como que el libro se contradice en TODOS los aspectos. Me esperaba muchísimo más de la historia, de una idea base tan entretenida. Fue una buena idea mal ejecutada. O más bien, es como si la autora tuviera dos novelas pensadas (una sobre amigos imaginarios y otra sobre cómo enfrentar dificultades en familia) y que por cuestiones de tiempo las juntó en un mamarracho.


Podría haberse hecho MUCHO más con esta idea, con el concepto en sí. 

En resumen: no lo recomiendo. Más allá de la pésima traducción, no es una buena historia.

No, no me resultó emotivo y no me dejó ningún mensaje. Pero como les digo siempre, esta es nada más que mi visión personal del asunto. A mucha gente le encanta el libro así que tomen mis palabras con pinzas.

Divido el puntaje en dos:
1,5 dragones por la historia (tiene un par de momentos decentes).
2 por la traducción.


5 comentarios:

  1. Hola Nati!
    Este libro no lo leí por poco y ahora estoy contenta de no haberlo hecho. Odio cuando los libros tratan de abarcar muchas cosas y al final no termina finalizando o dando un cierre decente (ya sea bueno o malo) Una pena que sea así más cuando tenía entendido que era bastante bueno.
    ¡besos y gracias por la reseña!

    ResponderEliminar
  2. Hola.
    De esta autora lei el unico e incomparable Ivan y me encanto la lectura y el mensaje detras de ella. Con esa buena impresión, tenia muchas ganas de leer este libro, pero ya no se que pensar con eso de lo que mencionas de la pésima traducido. Me parece bárbaro que se lo hagas saber a los responsables.
    Gracias por la reseña

    ResponderEliminar
  3. Hola!
    No conocía este libro y la verdad que este tipo de historias no me llaman la atención, encima si dices que tiene una pésima traducción, creo que simplemente voy a pasar de el.
    Saludosss

    ResponderEliminar
  4. Hola. Me gustaría leerlo para saber si es tan así. A veces uno intentando comprender varias cosas no llega al fondo de la situación. Y también hay que tener en cuenta que la prensa y demás infla mucho. Capaz la autora no quizo mandar el mensaje que ellos decían que proponía. No se, yo le daría una oportunidad. A parte con que objetivo dirian que es tan bueno si no lo es. Me gustaria encontrarle el hilo.

    ResponderEliminar
  5. Hola!
    Vi el libro varias veces en la librería pero nunca logró llamar mi atención. No es el tipo de historias que suelo leer. Si encima no va a ningún lado o tiene muchas contradicciones, no creo que le de una chance.
    Ojalá disfrutes tu próxima lectura!
    Saludos

    ResponderEliminar