27 marzo, 2019

Reseña: El ojo esmeralda (Vicent Rosselló)

Título: El ojo esmeralda
Saga: El fragmento Ámbar #1
Autor: Vicent Rosselló
Sinopsis: Cuentan las leyendas que tiempo atrás existió un héroe que guió a los hombres hacia su libertad. Cuenta el mito que aquel guerrero, al que los siglos han recordado cómo Edunai Kirindel, empuñó en sus manos las armas forjadas por los dioses para acabar con la tiranía de los crueles Yinn.
Entre ellas se encontraba el Fragmento Ámbar, una perla, una lágrima de una diosa por sus hijos caídos, contenedora de la esencia divina y de un poder sin límites.
Sin embargo, siglos después, el Imperio que forjó Edunai se ha quebrado y las reliquias que empuñó se perdieron en el tiempo. Sus descendientes, herederos de los restos de un imperio roto, luchan por recuperarlas y empuñarlas de nuevo.
Ante este escenario de tensión y maquinaciones políticas, una joven huérfana llamada Scarlett se verá envuelta en un conflicto de escala mundial. Su intervención, sin duda alguna, afectará al destino de todos, tanto reyes como plebeyos. 


“Aunque rezara cien años sin levantar mis rodillas del suelo, no estoy seguro de que los dioses pudieran encontrar misericordia para vosotros. No después de lo que habéis hecho”.

GENERALIDADES
¡Buenas tardes, lectores! ¿Cómo van? Yo hoy les traigo la reseña de una novela que compré a mediados del 2018 y que, por cuestiones de tiempo, no pude leer hasta hace algunas semanas. El libro lo compré desde la web de Nova Casa Editorial sin saber quién era el autor ni nada. Solo leí la sinopsis y me encantó. Yo funciono así, los libros me llaman la atención por la narrativa de sus presentaciones y… ¡wow! Ha sido una buena elección.

Admito que no era lo que yo esperaba, pero aun así lo disfruté un montón.

LA HISTORIA
En la capital de un reino empobrecido por las deudas externas de reyes pasados, una niña llamada Scarlett sobrevive como puede. No roba porque sabe que eso la llevará a la pena de muerte, pero mendiga desde el alba para poder alimentarse. Los días son muy difíciles a medida que se aproxima el invierno, en especial porque en la ciudad hay muchos más pobres que ricos y comerciantes. Los vagabundos y desamparados componen a la mayor parte de la población y conseguir caridad ajena es un lujo que pocos alcanzan. Una de sus pocas alegrías es escuchar a los juglares que cuentan historias de míticos héroes y reyes del pasado.

Las esperanzas de Scarlett se desvanecen poco a poco. La comida escasea y el invierno pareciera que va a ser demasiado frío para una niña de la calle. Y cuando está a punto de rendirse, su suerte cambia en un parpadeo.

En un callejón se topa con un extraño que tiene un solo ojo verde como una esmeralda. Este misterioso hombre le brinda su ayuda y, a partir de este fortuito encuentro, la vida de ella cambia para siempre.

Y no les adelanto más porque eso sería hacer spoilers xD. Ya bastante les estoy contando.

LA NARRATIVA Y ESAS COSAS
Sé que cuando reseño libros de autores hispanos siempre está la gran pregunta técnica, “¿pero está bien escrito/corregido?” Porque si un lector va a invertir su dinero en una nueva novela, lo mínimo que espera es un nivel narrativo decente.

Y este libro lo alcanza. 

No voy a decir que es perfecto porque ciertamente no lo es. Ningún libro lo es, pero el único error que podría llegar a incomodar al lector promedio es el de la repetición de ciertas palabras con excesiva frecuencia. Cosas como “Solo sabía que estaba sola”. 

Más allá de eso (y de alguna coma fuera de sitio), no tengo nada negativo para decir de la corrección en sí. El autor tiene un estilo muy bueno, vocabulario amplio y, además, utiliza recursos y figuras narrativas de forma constante, aunque no abrumadora.

“En aquella lluviosa velada la muerte y la vida danzaban en un baile que acabaría con un solo vencedor”.

Si ustedes son lectores asiduos de la fantasía y les gustan los estilos de autores como Patrick Rothfuss, Michael Moorcoock, Jonathan Stroud o Brandon Sanderson, de seguro que te agradará también el estilo de Vicent Rosselló. Que, por cierto, ha mejorado muchísimo desde la publicación de este libro. Hace poco leí un cuento suyo que me dejó boquiabierta (pero eso no viene al tema de la reseña, así que sigamos).

PERSONAJES
Hablar sobre personajes de forma particular podría llevar a demasiados spoilers porque muchos de ellos aparecen cerca del final de la novela. 

De la protagonista mencionaré que está muy bien construida en su evolución progresiva según lo que sucede en su vida a lo largo de la aventura.

Sobre los demás, admitiré que me encantó ver que, a través del amplio repertorio, se presenta una contraposición de opiniones sociales, políticas y morales que se muestran con sus beneficios y con desventajas, pero que en última instancia es el lector quien tiene el poder de decir cuál cree que es mejor y por qué (aunque la narración misma se incline más por una opción que por otra). No nos dicen “este hombre está en lo correcto y el otro no”, sino que nos hablan de “este rey gobierna de tal forma y obtiene los siguientes resultados, mientras que tal otro lo hace de forma opuesta y así le va”. 
“El miedo es la mejor herramienta de gobierno que existe, y la historia es buena prueba de ello. Un rey puede ser amado y querido, y eso es algo muy bueno. Pero el amor se volatiza con demasiada facilidad cuando las cosas no funcionan como uno esperaría. El miedo, en cambio… el miedo es eterno. Si consigues que un hombre te tema, lo hará pase lo que pase, hagas lo que hagas”.

Es algo que destaco en particular, pero en lo que no ahondaré mucho porque temo adelantarles cosas que no debería.

Con ello dicho, cerraré acá la sección que habla de los personajes y los llevaré directo a lo que yo pienso del libro.


MI OPINIÓN
Compré la novela esperando encontrar un mundo colmado de magia y de fantasía que no encontré. Y, aunque en ese sentido me decepcioné un poco, el libro en sí me resultó maravilloso. 

El elemento fantástico aparece recién pasada la mitad de la novela, salvo que uno tenga en cuenta las historias que narran los juglares sobre tiempos pasados y remotos (que yo no las cuento porque son “leyendas” dentro del mundo). 

Esto no es anormal en los primeros libros de sagas fantásticas, donde se introduce al lector a un universo nuevo en el que la gente vive al igual que nosotros. Allí también la magia es algo especial y extraño, no es moneda corriente. Supongo que esta primera entrega de El fragmento Ámbar podría colocarse incluso en el subgénero de la fantasía costumbrista hasta casi el final de la historia.

Lo advierto a los lectores no porque sea algo malo (¡para nada!), sino porque en mi experiencia personal, yo compré el libro esperando ver más magia de la que encontré. 

Mi decepción viene en especial porque en la introducción se habla de un montón de asuntos mágicos, de razas, de dioses y demás. Pero eso en la novela ni aparece porque de seguro será el foco de los próximos libros. 

En definitiva, me habría gustado saber más del mundo y de su aspecto fantástico. Me quedó sabor a poco en ese aspecto. Lo entiendo y lo respeto como decisión del autor de hacer un primer libro introductorio, pero no era lo que esperaba.

Me encantó el libro, ¡eh! De eso no quiero que queden dudas. Es una historia que engancha rápido, que nos permite empatizar con los personajes principales y tomarles cariño (sufrimos con ellos, nos alegramos con ellos). Es solo que yo llegué con sed de magia y apenas si me dieron un sorbo.

La construcción general de la trama me recordó un poco a una de mis trilogías fantásticas preferidas, Las crónicas del mago negro de Trudi Canavan, en cuanto al modo en el que se suceden los acontecimientos, a lo que se apunta con el final y a lo que creo que vendrá en el siguiente libro de la saga.  Me es imposible predecir si el autor seguirá la misma línea argumental que Canavan, pero me dejó con buen sabor en la boca, con ganas de más. 

“La historia es como una rueda. Pasan siglos, pasan milenios, pero al final, de un modo u otro, lo que una vez sucedió terminará por suceder de nuevo. En otras circunstancias, en otro contexto, pero todo regresa. Por eso es tan importante conocer la historia y no solo memorizarla, sino comprenderla. Para no cometer los mismos errores que cometieron nuestros antepasados”.

Uno de mis elementos preferidos de la novela es que sus personajes no están creados para agradarle al público. Que el autor no tiene problemas en mostrarnos la crueldad de un gobierno dictatorial, de una sociedad sin misericordia y de los peores defectos humanos de este mundo que, claramente, se pueden ver reflejados también en nuestra cotidianeidad. Me resulta fantástico cuando un libro hace crítica social de la realidad a través de un universo ficticio porque al separarlo de lo que conocemos, nos ayuda a verlo con mayor claridad desde el exterior, como espectadores en lugar de como partícipes. A veces los humanos no notamos los problemas e injusticias que están a nuestro alrededor en todo momento, pero enseguida podemos detectarlos cuando nos los presentan en otra sociedad que podemos observar desde fuera y sin ser parte. Aplausos al autor en este aspecto.

Un segundo asunto que amé de la narrativa del autor es que el mundo y sus reglas se presenta a cuentagotas. Hay cosas que aprendemos gracias a los relatos de los juglares, otras las vemos en la ciudad. Pocas son las que deben ser explicadas de forma particular. Vicent nos muestra el mundo, no nos los explica. GRACIAS por eso. Detesto cuando el autor se toma páginas enteras para decirme: “En este mundo las cosas funcionan así…”. Es tedioso y se pierde el enganche cuando ocurre esto.

Otro elemento que me gustó y que está relacionado con lo que dije recién es que, al menos en este primer libro (ni idea si esto cambiará en los que siguen), se evitan muchos de los grandes clichés mal usados de la fantasía, y los que aparecen no se presentan como el eje central. No hay una “elegida” que está destinada a que todo le salga bien para salvar al mundo y el concepto de “un objeto mágico capaz de solucionar todos los problemas”, si bien aparece como posibilidad, no es el motor de la trama.

Como dije, al menos no por ahora. Quizá luego en el segundo libro todo esto cambie: Scarlett se volverá la elegida capaz de solucionarlo todo sin siquiera intentar: inteligencia extrema, una gran maga, descendiente del primer rey/héroe y destinada a salvar al mundo. Y buscará además un objeto mágico con el que se va a arreglar la situación de los reinos y regresará la paz y la prosperidad perdida. 

Si esto llega a ocurrir en el segundo libro me voy a enfadar mucho xD. PERO como todavía no hay ningún atisbo de algo similar, mantendré mis esperanzas en alto. 

“La unión y la paz son la clave de la prosperidad del hombre. La guerra es el mayor de todos los males, porque provoca todos los otros. Eso lo sabemos con certeza”.

Ha sido un gran comienzo de saga. Un poco lento quizá para los que no están acostumbrados a leer otra cosa que no sea lo que yo llamo “pseudofantasía” (romance juvenil disfrazado de fantasía con algún que otro elemento mágico). Pero si a vos te encanta la fantasía más bien clásica, definitivamente te recomiendo la novela.

¡Ah! Y te doy un tip. Si decidieras comprar y leer la novela, vuelve a leer el prólogo cuando termines. Muchas cosas cobrarán un nuevo sentido.





No hay comentarios:

Publicar un comentario